Economía mexicana sufre desplome durante 2019; se contrae 0.1%

Héctor Serrano | 30 Enero 2020


El PIB registró su primera caída anual desde 2009; pese a caída AMLO asegura tener "otros datos": "no me importan mucho porque hay bienestar en el país," dice el presidente.

De acuerdo con las estimaciones presentadas por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía, la economía mexicana se contrajo 0.1% en 2019, su primer retroceso desde la crisis financiera global del 2009, cuando el PIB cayó 5.3% en el contexto de la crisis económica, tras hilar entre octubre y diciembre cinco trimestres seguidos sin crecimiento. 


El -0.1% que informó el INEGI coincide con el pronóstico del Banco de México, quien en noviembre revisó a la baja su previsión y la colocó en un rango de entre -0.2 por ciento y 0.2 por ciento.


Esta caída en el PIB del último cuarto del año, es explicada por el deterioro de la actividad industrial, que completó cinco trimestres consecutivos en contracción, un estancamiento prolongado del sector servicios que se extendió por cuatro trimestres consecutivos, desde enero de 2019. Y el despegue de las actividades agropecuarias, que sin embargo tienen peso poco para compensar la debilidad de las otras.


Solo en el cuarto trimestre y sin ajuste por estacionalidad, el PIB mexicano mostró una caída del 0.3% a tasa anual, para registrar una ligera contracción de un 0.1% durante todo 2019 respecto al año anterior, según el INEGI.




El presidente Andrés Manuel López Obrador había prometido desde su campaña electoral impulsar un crecimiento de la economía a un ritmo del 4% anual, pero en 2019 ajustó la cifra de ese año a un 2% y desestimó las rebajas de pronósticos de organismos multilaterales y agencias calificadoras.


Sobre los recientes informes sobre el crecimiento de la economía mexicana, el presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que "no le importan mucho" porque hay desarrollo y bienestar en el país.


En su habitual conferencia mañanera en Palacio Nacional, el jefe del ejecutivo aseguró que es algo que ya se esperaba y que él tiene "otros datos". Indicó que no le importa mucho que no haya crecimiento en el país porque los parámetros con los que se miden fueron mediciones que se usaron en el periodo "neoliberal" y señaló que pueda no haber crecimiento pero sí desarrollo y bienestar.


"Ya se esperaba, pero están cambiando los parámetros para medir si tenemos bienestar en México. En nuestra sociedad y como tengo otros datos, hay bienestar. Puede ser que no se tenga crecimiento, pero hay desarrollo y bienestar que son distintos."


López Obrador resaltó la importancia de que haya una mejor distribución del ingreso y que los beneficios lleguen a todos. "Eso es lo que me tiene tranquilo porque abajo hay más capacidad de compra, no hay crisis de consumo, estamos viendo que el precio del pollo que bajó, me importa mucho la economía familiar. Les hablaba yo de que ahora como hay más dispersión de recursos para la gente pobre están teniendo posibilidad de comer mejor," dijo.


El INEGI dará a conocer la cifra definitiva de PIB de México para 2019 el próximo 25 de febrero.

VISITA NUESTRAS CATEGORIAS