Thinkstock

¿Cómo lucía realmente Jesús de Nazaret?

Sabina Castro | 06 Febrero 2018


Análisis sobre la imagen que todos conocemos de Jesús y la que podría ser realmente.

Ya sea que lo conozcas como Jesús de Nazaret, Jesucristo o simplemente Jesús, sabes cómo era él, y eso se debe a que es la figura central del Cristianismo, la más influyente y pintada en el arte de la cultura occidental. ¿Cómo lo imaginas? Es reconocido por su melena y barba larga, usando largas túnicas de manga larga color blanco y en ocasiones mantos azules, tan reconocido que algunas personas han dicho ver su imagen en árboles o tostadas, pero ¿Luciría así realmente? Probablemente no.




De hecho, la tan familiar imagen que todos tenemos de Jesús es proveniente de la época bizantina la cual comenzó a desarrollarse a partir del siglo IV. Las representaciones bizantinas de Jesús no fueron creadas en base a la precisión histórica sino que eran en base a un significado, eran simbólicas.


Las imágenes bizantinas fueron basadas en la imagen de un emperador en su trono, esto se puede ver en Roma, en el “mosaico del ábside”, ubicado en el altar de la Basílica de Santa Pudenziana, donde Jesús se encuentra en un trono y sólo él tiene una aureola en la cabeza, rodeado por los apóstoles dentro de un jardín y con un escrito en la mano.



Alamy


Jesús portaba una túnica de oro, por ser el gobernante celestial de todo el mundo, semejante a la famosa estatua de Zeus, el rey de los dioses griegos, olímpico de cabello y barba larga, por lo que los bizantinos buscaban exponer a Cristo como rey de lo cósmico y mostrar su dominio celestial, así que lo inventaron como una versión más joven de Zeus, y estas representaciones de un Cristo celestial se han convertido en la representación más conocida o en el “modelo estándar” de Jesús.




Pero la incógnita sigue ahí. Entonces ¿Cómo lucía Jesús realmente?


Para responder a esto, haremos un análisis de la cabeza a los pies.


Los primeros cristianos no mostraban a Jesús como un gobernante celestial, sino que lo retrataban como un hombre real, como cualquier otra persona, sin barba larga y con el cabello corto, esto puede verse en las primeras pinturas sobrevivientes de Cristo que datan  de la primera mitad del siglo III d.C.


Se tenía la idea de que la barba y el desaliño lograba diferenciar a un filósofo de las demás personas ya que el filósofo estoico Epicteto lo consideraba “apropiado según la naturaleza”. Por otro lado en el mundo greco-romano del siglo I era considerado de carácter absolutamente esencial el permanecer afeitado y con el cabello corto, y el portar barba larga y melena o cabello abundante no era considerado parte de la moda masculina, sino que era visto como una característica piadosa.


En la antigüedad era difícil para los opresores de lo judíos identificarlos ya que la barba no era un distintivo en aquel entonces, lo que se menciona en el libro de los Macabeos, por otro lado, se conocen monedas de Judaea Capta que fueron emitidas por Roma después de la captura de Jerusalén en el año 70 d.C las cuales captan a judíos cautivos con barba.


Así que si definimos a Jesús como un filósofo de aspecto natural, se puede decir que sí tenía una barba, pero corta, y su cabello probablemente no era muy largo como en las monedas de Judaea Capta, no tenía una melena como lo conocemos en la actualidad mediante los retratos bizantinos.



Wikimedia Commons


Los judíos que portaban un aspecto desaliñado como la barba y cabello largos se identificaban fácilmente como hombres que habían hecho un voto nazareno, lo que significaba que por un tiempo se dedicarian a Dios y eso implicaba no beber vino ni cortar su cabello, y al terminar el periodo del voto se afeitaban la cabeza en una ceremonia en el templo de Jerusalén tal como lo describe en Hechos capítulo 21, versículo 24. Por lo tanto, de haber tenido el cabello largo, se esperaría alguna reacción, porque de ser así, Jesús no cumplió con su voto nazareno ya que en muchas ocasiones se le encuentra bebiendo vino, que de hecho sus críticos lo acusan de beber demasiado vino en Mateo capítulo 11, versículo 19. Si Cristo hubiese tenido el cabello largo y barba, se esperarían comentarios sobre su apariencia y el voto, ya que se sabe que consumia vino y ese sería el problema.


Ahora para adentrarnos en el tema de la ropa, se dice que en el tiempo de Jesús, los hombres mostraban su estatus en público usando túnicas largas en las ocasiones especiales. En Marcos capítulo 12, versículos 38 y 39 Jesús dice “cuidate de los escribas que desean caminar con largas túnicas, y recibir salutaciones en los mercados y tener los asientos más importantes en las sinagogas y los lugares de honor en los banquetes,” siendo los dichos o enseñanzas de Jesús las partes con más precisión en los evangelios, de acuerdo a esto podemos suponer que Jesús realmente no usaba largas túnicas.  



Gabi Laron


Un hombre promedio usaría túnicas hasta las rodillas y una mujer hasta los tobillos en la época de Cristo, y el cambiarlos era considerado una declaración. Por ejemplo, en los actos de Paul y Thecla del siglo II, Thecla usa una túnica masculina, hasta las rodillas, lo cual es sorprendente para los demás. Sobre la túnica podría usar un manto, el cual sabemos que existió porque una mujer lo tocó al querer ser sanada por él como lo describe Marcos capítulo 5, versículo 27. Por lo que se puede decir que en cuanto a vestimenta Cristo no podría haber portado largas túnicas sino unas cortas de acuerdo a lo masculino y el estatus social que tenía.


En referencia al calzado o lo que usaba en los pies, todos portaban sandalias así que seguramente Jesús también portaba unas. Las sandalias de la época de Jesús ya han salido a la luz en las cuevas del desierto cerca del Mar Muerto, estas eran simples, con suelas hechas de de gruesas piezas de cuero cosidas, y la parte superior posee dos cuerdas cosidas que pasan por los dedos.


Para finalizar, hablaremos de sus características faciales. ¿Qué podemos decir sobre los rasgos faciales de Jesús? Él era judío, lo cual se sabe que es cierto ya que es repetido en incontables y diversas literaturas, lo cual también es mencionado en la carta a los Hebreos que dice “está claro que nuestro señor descendió de Judá,” y según el capítulo 3 de Lucas, Cristo tenía “unos 30 años cuando comenzó,” siendo así ¿Cómo podemos imaginar a un hombre de 30 años que era judío?


En el año 2001, Richard Neave, un antropólogo forense, en un documental para BBC llamado “Son of God”, creó un modelo de un hombre galileo sobre la base de un cráneo real hallado en la región, con la intención de incitar a los espectadores de que ese modelo podría considerar a Jesús como un hombre de su tiempo y lugar de nacimiento, ya que en ningún momento se nos dice que él sea distinto de las imágenes bizantinas que todos conocemos, aunque Neave nunca afirmó que ese modelo fuera Jesús.


La figura correspondiente más cercana a lo que hubiese sido la apariencia de Jesús sería la representación de Moisés situada en las paredes de la sinagoga del siglo III d.C. Moisés es imaginado con ropa simple, sin teñir, y con un manto, así que en conclusión esta imagen es lo más correcto y cercano para poder imaginar una imagen más exacta y real de la apariencia de Jesús, con cabello corto, barba ligera, túnica corta y un manto.


 

Renuncia el secretario de Hacienda Carlos Urzúa a su cargo

México

Reclama imposición de funcionarios que carecen de conocimiento de la hacienda pública.

Héctor Serrano | 09 Julio 2019

La NASA intentará sacar a un asteroide de la órbita por primera vez en 2022

Scitech

Si un asteroide se dirigiera hacia la Tierra en un futuro previsible, estaríamos indefensos; para cambiar eso, la NASA ha aprobado una misión para lanzar un asteroide fuera de curso en octubre de 2022.

Héctor Serrano | 28 Junio 2019

AMLO afirma que préstamos bancarios de $8,000 mdd a Pemex demuestra que ‘está muy bien’

México

En el convenio están 14 de los bancos más importantes del mundo.

Héctor Serrano | 28 Junio 2019

VISITA NUESTRAS CATEGORIAS